2017: Una ya no se hace más joven

Deja un comentario
notas random, Sin categoría

Así dice siempre Lola cuando me corretea para entregar, por fin, la tesis. Y la tesis está lista, sólo falta el verdadero proceso de titulación: que yo corretee a los sinodales, hacer trámites y bueno, el examen. Espero lograrlo en el 2018.

Este año fue cabrón. Este año el trabajo fue mezquino. Este año escribí cuatro libros para otras personas, dos de ellas, figuras públicas. Este año la inflación se disparó y el dinero alcanzó para menos. Este año mi libro de cuentos fue almacenado en alguna oscura bodega de Florida. Este año no leí lo que hubiera querido. Este año varios proyectos se quedaron a medias. Este año tembló y vi mi colonia retumbar y desmoronarse. Vi las luces en el cielo a medianoche y a la gente en la calle con cascos y chalecos de rescate. Vi a perros rescatar personas. Me enamoré y odié esta ciudad como ningún otro año. Este año tuve mi primer accidente en la bicicleta y mi teléfono celular fue aplastado por camiones de víveres. Este año hubo casi 1900 feminicidios en México. Este año asesinaron a doce periodistas. Este año logré conservar a los pocos amigos que tengo y hacer alguno más. Este año dejé de fumar definitivamente. Este año J y yo nos fuimos de viaje, caminamos por Lisboa y dormimos en un departamento de 16 metros cuadrados con olor a agua estancada. Este año soy más feminista que el anterior. Este año me quejé más que el anterior. Este año empecé a levantarme a las cinco de la mañana. Este año mi abuela me preguntó por primera vez quién era yo y si ya me había casado. Este año leí 40 libros y vi unas 55 películas. Este año me salieron más canas y bajé un par de kilos. Este año mi tía me dio documentos y extraños testimonios familiares, entre ellos, un sable del ejército mexicano perteneciente a mi abuelo, que no conocí, un militar del cuerpo de caballería que fue a las Olimpiadas y, al morir, le salió otra mujer con dos hijos, gemelos. Este año tampoco pusimos árbol de Navidad pero compramos una nochebuena, se llama Natividad. Este año no me corté el pelo. Este año empecé a escribir una novela.

En 2018, Escritores que nadie lee se levantará y continuará.

Habrá sección Semillero

Habrá podcast

Y cincuenta actores en escena.

Gracias a todos, lectores ignotos, colaboradores y escritores que nadie lee por su paciencia. Si me quieren contar cómo estuvo su año, pónganlo en comentarios. De verdad quiero leerlos.

Un abrazo grande a ustedes, que cuando eran chicos y los veían leyendo les decían “ponte a hacer algo de provecho”, o “si estudias literatura te vas a morir de hambre”. Somos legión. 😀

APC

Anuncios
Escrito por

Me gusta la literatura y escribo. Me llamo Aura.

¿Qué piensas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s